Seguidores

PENÚLTIMO LIBRO

PENÚLTIMO LIBRO

ATENTO AVISO

martes, 6 de abril de 2010

EL DESPERTAR - COMPARTIR

EL DESPERTAR

Alexiis está saltando de alegría, de contento, de gozo de vida, todo ello provocado por una poesía que acaba de recibir, la cual demuestra que todo lo que intenta hacer no es en vano, que tiene que tener paciencia para poder manifestarse totalmente, para poder encarar el camino que tiene por delante.

En este momento se conforma con juguetear y bailar, cosa que nunca antes en su vida pudo hacer, es como si estuviese brotando desde lo profundo de su ser un chorro de energía blanca dorada, que explota desde su corazoncito que no la puede contener más, es como una explosión de la luz que sale al aire y se eleva a la atmósfera, creciendo y creciendo con cada nueva respiración, aumentando de tamaño, formando como una gran fuente de luz y de amor.

Se forman como gotas de rocío blancas doradas como un círculo alrededor del planeta y luego se dispersan como una fina lluvia, cubriendo a todos los continentes, mares, tierras, montañas, a toda la Madre Tierra, a Gaia, cubriéndola con el inmenso amor que siente porque la han despertado. Es como un nuevo nacimiento, como una liberación, acompañada de música celestial, porque le dan la bienvenida las hadas, los duendes, los elementales y sus hermanas mayores las ballenas y los delfines.

Le gritan como en coro “Despierta Alexiis, despierta y comienza a andar por el sendero que te comprometiste andar. Despierta niña que estuvo tanto tiempo adormecida, despierta a todo lo que Tu Eres en Realidad”.

Es profunda la emoción que me embarga, quisiera llorar de alegría, de emoción que todavía no puedo liberar, pero calculo que si mi niñita ha dado el primer paso, la podré seguir, salir de esa vida encajonada en condicionamientos y en sistemas de creencias, liberarme, Ser Quién Yo Soy.

COMPARTIR
Como muchos sabrán soy medio pájaro nocturno o sea, la mayoría de los días me despierto alrededor de las 2,30 a.m. y estoy levantada y en la comp. Hasta alrededor de las 4 a.m. o más, según lo que esté escribiendo.

Hoy me volví a acostar y repentinamente siento como un burbujeo interno, generalmente cuando Alexiis se presenta y quiere comunicarme algo. Traté igualmente de dormir, pero no hubo caso y tampoco quiero correr el riesgo de que se me quede Ella dormida de nuevo.

OBSERVACION

Al escribir esto me doy cuenta que en cierta forma lo que recibía en aquel entonces, 8 de diciembre del 2005, ya era un cierto tipo de canalización, no con voz como lo recibo ahora desde el 1º de julio de este año. No me había acordado de estos sentimientos con los que se manifestaba Alexiis. Veo porque Yeshua me insistió en que era necesario también para mí escribir el libro, para volver a recuperar algo que ya existía pero de lo que no me había dado cuenta. Sigo con el relato…

En ese deambular de la mente me he dado cuenta que desde que he comenzado esta forma de compartir lo que pienso, siento y experimento, se ha abierto un panorama de relaciones totalmente nuevas. Hasta ahora, mayormente, todos nosotros que estamos en el camino y nos consideramos Trabajadores de la Luz, nos nutrimos de los informes que recibimos de los grandes Maestros, sean del origen que sean.

Hay muy pocos de nosotros que incluimos en esta amalgama de un paradigma nuevo de la vida nuestras ideas y nuestros sentires. Supongo que a la mayoría le pasa, como a mí me ha pasado y en parte contra lo que tengo que seguir luchando todavía, es la idea de cómo les va a interesar a los otros lo que yo estoy viviendo, sintiendo y pensando.

Hemos llegado a un período de tiempo, con la Nueva Energía, que considero que es necesario que todos expongamos lo que nos pasa, ya que ello ayuda a otros a darse cuenta que no están solos en el camino y muchas veces también es una ayuda para encontrar a alguien que nos puede prestar un “oído” figurativamente hablando.

Nos hemos graduado como Maestros de la Nueva Energía y es nuestra misión el ayudar a los que recién están comenzando el camino, sin que ello signifique que tengamos que pregonar nuestras enseñanzas desde el techo de las casas, sino simplemente tenemos que irradiar la Luz de Quién en Realidad Somos y con ella estar dispuestos a dar una mano a nuestro hermano que todavía le faltan dar pasos en este sendero.

Todos nosotros hemos pasado por muchas dificultades, y las seguimos pasando día a día, pero por otro lado los Grandes Maestros nos dicen que nos hemos graduado como para poder compartir nuestro aprendizaje con otros.

Doy gracias a todos los que me están apoyando en este camino y compartiendo sus propias experiencias, refiriéndome en primer lugar a Martha Navarro que fue la primera que tuvo la valentía de compartir sus vivencias. Gracias Martha por todo lo que me has y me sigues enseñando. Nunca supuse que me iba tocar hacer algo semejante, pero hoy en día cada vez somos más los que nos animamos a salir al frente con nuestras vivencias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada