Seguidores

PENÚLTIMO LIBRO

PENÚLTIMO LIBRO

ATENTO AVISO

martes, 22 de junio de 2010

Segunda Sesión – 30 de septiembre, 2006 . Comentario de David: En este momento te estoy enviando corrientes de amor.

Segunda Sesión – 30 de septiembre, 2006

Comentario de David: En este momento te estoy enviando corrientes de amor y luz porque tu viaje de sanación está en pronunciado movimiento, a pesar de que sientas que las cosas alrededor tuyo se están resquebrajando. Cuando realmente comenzamos a sanar, nuestro mundo se cae en pedazos. Se libera lo viejo, haciendo lugar para lo nuevo. Tu viejo mundo se está disolviendo para que sea posible crear una nueva realidad para que la puedas experimentar. Desde mi corazón te aconsejo que abraces el proceso. Nada está mal. Cada experiencia tiene su propósito divino. De verdad, no podría ser más perfecto. Finalmente estás comenzando a sanar.

Puede ser que en tu viaje actualmente necesites llorar durante horas… o durante días. El llanto es un acto de sanación muy poderoso. Quizás tengas que liberarte a ti misma de tantas obliga-ciones auto-impuestas con respecto a hacer tanto “trabajo” en el momento. Quizás tu ser superior te está guiando hacia un espacio en donde no se te distraiga y se te obligue, para que verdaderamente puedas comenzar a sanar a niveles más y más profundos. Simplemente tienes que recordar que todo es absoluto en su perfección, aún si en el momento no estás en condiciones de ver el panorama más grande. Recuérdate que estás sanando porque has elegido hacerlo.

Mi amiga, celebra tu sanación. Tu energía está cambiando en todos los niveles. Y algunas veces, cuando comenzamos a cambiar patrones de energía en nuestro interior, los cuales han estado en su lugar durante décadas, la experiencia resulta un poco incómoda. Te hayas en un pequeño bote en un río que fluye continuamente. Tu bote ha entrado en un túnel y es oscuro; es difícil ver dónde te hayas en la oscuridad, sin embargo sientes al río que fluye a tu lado. Aún continúas moviéndote. Confía en que el río continúa fluyendo y que pronto un día tu bote y el río te llevarán nuevamente a la luz del día.

De mi propia experiencia puedo compartir esto: Una vez que tu bote abandona el túnel, el mundo a tu alrededor es más bello y alegre y abundante que todo lo que hayas experimentado ante-riormente.

Aún si sientes que no puedes relajarte y conectarte con nuestras energías sanadoras, la se-sión de sanación es y ha sido exitosa. Tu proceso de sanación está en movimiento en cada minuto de cada día. Nuestros seres superiores están trabajando juntos continuamente – antes, durante y después de cada sesión programada. Confía, mi amiga, confía. Eres amada por su ser superior y por la luz de las Diosas y del Creador y por la luz Crística más de lo que sabes. En todo momento te hayas rodeada de amorosos seres de luz que se encuentran aquí para ayudarte.

Y yo estoy aquí para ayudarte en el mundo de los humanos. Yo celebro tu sanación Alexiis, y tu coraje de seguir avanzando cada día.

¿Pueden creer que yo ni siquiera he leído esto en forma consciente? Es increíble hasta donde llega mi propia auto-esclavización haciendo que nunca tenga tiempo para mí misma.

Con razón Yeshua y Tobías han insistido en que tengo que escribir este libro, ya que ello me fuerza a leer todo lo que corresponde a mi evolución y sendero.

Gracias, gracias amados Maestros por hacerme ver en dónde fallo, cómo dejo de lado mi propio valor y luego me asombro de por qué no se me van los dolores. Lógico, si no me tomo el tiempo necesario para hacer lo que tengo que hacer.


Si este libro es un aprendizaje para ustedes, les diré sinceramente que para mí también lo es, porque al escribirlo he redescubierto tantas cosas que había echado al olvido. Yo por lo menos me prometo a mí misma que luego de terminarlo voy a comenzar de poner en práctica cada enseñanza contenida en el mismo. Ojalá a ustedes también les sirva.

WebSite: http://historiadeunatransformacionendataha.blogspot.com/

WebSite: http://cuentameenparalelo.blogspot.com/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada